Una estrella de la tele australiana

El cocinero murciano Miguel Maestre recibe la Cruz del Mérito Civil por su labor de promoción de los productos españoles

El cocinero murciano Miguel Cascales Maestre vive uno de los momentos más dulces de su vida. A punto de ser padre por segunda vez, de sacar a la luz su cuarto libro de cocina y de pasear su televisiva sonrisa y sus recetas murcianas por Channel 10 TV de la televisión australiana, con tan solo treinta y cuatro años ha recibido una llamada del embajador de España en Australia en la que le ha comunicado que el Rey le ha otorgado la Cruz del Mérito Civil a través del Ministerio de Asuntos Exteriores. “Estoy flipando. No me lo creía. Es un orgullo como murciano y como español que me hayan concedido este reconocimiento que hasta la fecha sólo tienen tres de los mejores cocineros de la historia; Ferran Adrià, Juan Mari Arzak y Santi Santamaría”, aseguraba a La Verdad.

Sumergido en la preparación de la cuarta temporada del programa ‘The Living Room’, del que ya cuenta más de un centenar de apariciones los viernes por la noche, Miguel prepara uno de los proyectos más ambiciosos de su carrera profesional al lanzar una línea de productos murcianos propia para comercializar en Australia, ahora que se ha desprendido de la responsabilidad diaria de atender a su restaurante Aperitif, en el que ha estado trabajando durante un año y medio y que ha cerrado recientemente.

Simpático, cercano, sencillo, con una sonrisa embriagadora y con esa telegenia que tanto gusta a la cámara, Miguel termina casi todas sus frases e intervenciones con una carcajada que contagia a sus compañeros y al público. De hecho, hasta tal punto le ha acompañado este ‘sex appeal’ durante toda su vida, que ya de niño, cuando estudiaba en el colegio Jesús María de Murcia, sus padres tuvieron alguna reunión con los profesores por el éxito del chico entre sus compañeras.

Tiempo atrás, recuerda su madre, ya dejó fascinados a los profesores de su guardería cuando con apenas cinco años, memorizó por completo una obra de teatro en la que Miguel hacía de lobo.

Tras decidir aprender inglés con casi veinte años, el chef viajó a Edimburgo con billete de ida y con la intención de ganarse la vida de cualquier manera. Allí comenzó a trabajar como cocinero de casualidad y aprendió un oficio del que se enamoró profundamente por la oportunidad de expresar toda creatividad a través de sus recetas. En ocasiones, trabajando sin recibir remuneración económica, el joven chef se mostraba como una esponja ante aquellas recetas que caían por primera vez en sus manos y poco a poco fue haciéndose de un buen recetario propio siempre utilizando productos de la región y del resto de España.

Arroz y marisco, paparajotes, ensalada murciana, zarangollo, churros con chocolate o caldero son algunos de los platos estrella de Maestre, quien ha hecho suyas las más conocidas recetas murcianas y españolas imprimiéndoles su toque personal. Tal y como hizo con su nombre al alternar sus apellidos para que los australianos supieran pronunciar su nombre artístico correctamente, ya que Cascales resultaba más difícil.

Estando en Edimburgo conoció a Sascha, quien propuso a Miguel dejar el frío y lluvioso clima de Escocia por el soleado y próspero ambiente de Australia. Cuatro años después  se convirtió en su esposa y poco después se convirtieron en padres de Claudia. Aunque ya hace dos años que no viene por Murcia, las veces que sus padres viajan a verlo, Miguel los utiliza para dar contenido a su programa haciendo comidas de Navidad en familia.

El Nacido en La Vega, ya hemos podido verlo en programas internacionales en España como ‘Callejeros viajeros’ o ‘Españoles por el mundo’, donde ha mostrado su autenticidad, su orgullo de ser murciano y español y la naturalidad a la hora de expresarse que tanto ha gustado en Australia.

Ha trabajado para el gobierno de Emiratos Árabes, para la zona VIP de aerolíneas internacionales y ha viajado por todo el mundo dejando claro que ni el dinero ni la fama lo van a cambiar nunca.