Tarta de chocolate sin horno

Minerva Piñero.
Aprende a cocinar el delicioso postre que te proponemos en seis sencillos pasos sin necesidad de quemarte con el horno.

Ya sea en un cumpleaños o en San Valentín, la tarta de chocolate es un clásico que no pasa desapercibido en ninguna celebración. Sin embargo, muchas veces preferimos bajar al supermercado más cercano y comprarla antes que cocinarla nosotros mismos. Vence esta cómoda costumbre y prepara una deliciosa tarta de chocolate sin utilizar el horno siguiendo nuestros consejos. No solo tardarás poco tiempo, sino que también te encantará.

Ingredientes.
-70 gramos de mantequilla.
-1 huevo.
-200 gramos de galletas (recomendable que sean de avena).
-120 gramos de chocolate fondant.
-120 gramos de chocolate con leche.
-3 hojas de gelatina.
-1 cucharadita de azúcar avainillada.
-74 ml de agua.
-200 ml de nata para montar.

Preparación.
-Tritura las galletas. Aparte, derrite la mantequilla en el microondas y mézclala con el huevo. Añade el resultado a las galletas y mézclalo todo bien hasta conseguir una masa homogénea.
-Sobre la base de un molde desmontable, coloca la masa resultante presionando con una cuchara. Mete el molde en el microondas a máxima potencia durante 3 minutos.
-Por otra parte, echa los dos chocolates en un cazo al baño maría. Para que se fundan fácilmente, te recomendamos que los agregues al cazo troceados. Cuando se fundan, añade la cucharadita de azúcar avainillado.
-Coloca las hojas de gelatina en remojo en agua fría. Cuando dejen de estar rígidas y las hayas escurrido, calienta los 75 ml de agua en el microondas y disuélvelas en ella.
-Mezcla la gelatina disuelta con el chocolate. Pon la mezcla fuera del fuego para que se temple, monta la nata y mézclala también con el chocolate.
-Sobre la base de galletas que hemos hecho al principio, coloca la mezcla de chocolate, gelatina y nata que hemos preparado. Refrigérala al menos durante cuatro horas.
Tarta de chocolate 2Con estos sencillos pasos, ya tienes tu postre de chocolate. Aunque lo mínimo que debes esperar para que se enfríe son cuatro horas, lo ideal es dejar que la tarta repose un día antes. Al desmoldarla y servirla, recuerda que puedes adornarla con un par de fresas y hojas de menta o con galletas trituradas sobre la superficie. Tus invitados repetirán trozo.