Cocina malagueña: calamares en salsa de almendras

Al ser una provincia típica costera y estar ubicada cerca del mar mediterráneo su cocina principalmente se basa en los platos de mar. Esta ofrece una infinidad de posibilidades y variantes en la preparación de cada uno de sus platos, estos pueden mezclarse a la perfección en la preparación de los platos de carnes y embutidos tan famosos en esta zona del país.

La diversidad que se puede encontrar en el mercado respecto a frutas y verduras permiten que la preparación de ensaladas y sopas sea realmente un punto fuerte en el acompañamiento de los platos principales. Las carnes y embutidos provenientes de la serranía complementan aún más la variedad de esta exquisita cocina.

Para complementar sus platos, existe un destacado repertorio en lo que a postres se refiere, ganándose un lugar por su originalidad, su simpleza y su propio estilo con  preparaciones autóctonas de la región. Lo que más destaca sin duda alguna son sus  roscones y tortas del alméndralos, churros, las magdalenas, también cabe resaltar el bizcocho de naranja, empanadas de batata y bollos de aceite.

Como el toque final a un plato especial y delicioso, tenemos las bebidas acompañantes, y este caso el vino es el mejor sin lugar a duda.

Ya que el principal producto alimenticio de la región son los productos de mar y todos sus derivados, mostraremos a continuación una de sus recetas más prestigiosas y aclamadas recetas, calamares en salsa de almendras.

Ingredientes:

1 kilo de calamares

1 cebolla

1 pimiento rojo

100 gr de almendras

3 dientes de ajo

1 ½ vasos de vino blanco

1 tomate

Trozos de pan duro

Preparación: el primer paso es lavar y limpiar muy bien los calamares, sin quitarles la cabeza pero si despojarlos de su piel, con un cuchillo fino lo puedes realizar son ningún esfuerzo. A continuación en un sartén colocamos el aceite de oliva y comenzamos a freír los calamares agregando sal moderadamente. En otro sitio también comenzamos a freír el pan, los ajos y las almendras, agregamos verduras cortadas en finos trozos y dejamos un buen rato que dore pero sin dejarlos quemar. Sacamos del fuego y lo pasamos a la batidora junto con el tomate correctamente picado para que todo se triture, si la mezcla va quedando demasiado espesa podemos agregar un poco de agua.

A continuación en una olla ponemos esta salsa y agregamos el vino y agua, dejamos cocer por 15 minutos a fuego medio, incorporamos los calamares y dejamos otros 20 minutos.

Para servir podemos añadir arroz, una buena ensalada, trozos de pan para mojar en la salsa, y como punto final acompañados con una copa de vino blanco.